Una compensación justa es su derecho

Los accidentes automovilísticos son un gran inconveniente. En el momento del impacto ocurren muchas cosas. La confusión tratando de entender qué pasó, ver el estado en el que quedó el automóvil, interactuar con quien lo chocó, comunicarse con el agente de la policía, llamar a la compañía aseguradora, y pare usted de contar. Pero los dolores de cabeza sólo comienzan ahí, porque después de eso viene lo más difícil y es buscar una compensación justa por los daños ocurridos.

Un accidente automovilístico puede causar muchos estragos, por eso es importante que se informe en las reglas sobre compensaciones.

 

Cuando usted es víctima de un accidente automovilístico y sufre daños médicos, físicos y/o de auto, tiene todo el derecho de pedir una compensación justa que cubra las necesidades creadas por quien causó el accidente. Pero este puede ser un proceso muy engorroso. Necesitará coordinar sus visitas médicas, sus evaluaciones físicas y citas con el taller mecánico, todos estos detalles para asegurarse que tanto usted como su auto estén en modo de rehabilitación. Por si esto fuera poco, a esto debe añadirle las conversaciones interminables con su aseguradora y la aseguradora del chofer culpable, todo por lograr recibir la compensación que necesita, que sea justa y con la cual pueda cubrir todo lo que el accidente ha causado.

Ahora la pregunta es, cómo puede usted lograr obtener esa compensación justa que cubra todos los gastos asociados con su accidente. Aquí le presentamos algunos pasos a seguir.

-Documente bien lo ocurrido. Tome fotos de su auto y el de la otra persona, sobre todo de los daños causados por el accidente. Asimismo, capture daños notorios que ya estén en los autos previos a este accidente.

-Comuníquese con las personas involucradas. Hable con la persona que lo chocó, intercambien información como la marca, modelo, color del carro, el número del VIN, la placa del automóvil, nombres, números de contacto e información de la aseguradora del auto, no olvide obtener el número de póliza. De igual manera, hable con los testigos y pida la mejor manera de contactarlos en caso que sea necesario.

-No dé más información de la necesaria. No es necesario tomar fotografías de su licencia o registro, como tampoco lo es dar su dirección o dar información de otras personas que no están involucradas en el accidente. El dar mucha información puede ser tan perjudicial como no tener toda la información necesaria.

-Involucre a la policía. Es de suma importancia que llame a la policía cuando ocurre el accidente y deje que ellos escriban un reporte de lo ocurrido. Después, pida el número y copia del reporte.

-Informe a su aseguradora del accidente. No deje pasar el tiempo sin hablar con su aseguradora. Provea toda la información que tiene, tanto la evidencia como la información de la otra persona y el reporte policial.

-Protéjase legalmente. Para poder recibir la mejor compensación por un accidente automovilístico es imprescindible que obtenga representación legal de parte de abogados confiables y expertos en el tema. Esto no solo le dará mayor garantías de tener el resultado monetario que espera, pero también le dará paz al saber que personas capacitadas lo están representado y aconsejando en un proceso complicado y posiblemente largo. Más allá de todo esto, ellos le ayudarán a no sentirse solo en todo el proceso y le darán la tranquilidad de saber que no necesita hacer todo por sí solo para poder lograr la compensación que se merece.

-Hágase atender por profesionales médicos. No espere para hacer una evaluación con un médico especializado en accidentes automovilísticos. Una vez visite a su médico pídale un reporte completo para enviar a sus abogados.

-Limite el contacto con la aseguradora de la persona que lo chocó. Ellos van a llamarlo y en muchos casos ofrecerle una cantidad de dinero para que usted acceda a firmar una liberación de responsabilidades. Al hacer esto, usted estará aceptando no responsabilizar a la aseguradora contraria o al otro conductor de ningún daño en su auto, o problema médico causados por el accidente.

Un accidente automovilístico puede ocurrirle a cualquier persona en cualquier momento. Asegúrese de protegerse con buen asesoramiento legal.

 

Un accidente automovilístico es un evento que interrumpe su día a día de manera física, mental y emocional. Los efectos pueden ser devastadores, además de representar un despilfarro total de energía por todos los trámites que conllevan las secuelas de estos accidentes. De igual manera, usted puede cambiar el rumbo de lo que sucede después de un choque, tomando las precauciones necesarias para garantizar que su compensación por accidente sea la mayor posible. En este caso, la representación legal es primordial y sin ella esa experiencia podría pasar de mal a peor. Recibir ayuda profesional y de expertos en este tipo de eventos le dará la certeza que una vez termine todo el proceso, usted lo podrá dejar atrás por completo. Asegúrese de cerrar la puerta de esta pesadilla con candado cumpliendo los pasos a seguir cuando se encuentre en medio de un accidente en la carretera.

Leave A Comment